2.- Mirando fotos sonrientes.

— Amanda, ¿has terminado el informe?
— Casi. Quiero comprobar un par de cosas.
— Acábalo luego. Te quiero en mi despacho. Ahora.
— Como quieras, Félix. Sabes que tus deseos son órdenes para mí.

Sus nudillos golpearon la puerta al momento, pues los despachos eran contiguos.
— Ya me dirás a qué viene tanta prisa…
— Esto es importante. Un nuevo caso, y quiero que lo lleves tú en persona.
— ¿Qué tiene de especial?
— Aquí tienes un dossier con lo poco que sé. El cliente vendrá mañana, y quiere que infiltremos a alguien en su empresa para descubrir quién roba la información.

Amanda entreabrió la carpeta que le acababa de dar y echó un vistazo.
— Nuestro cliente es… ¿Ansúrez? ¿El político?
— No, su hijo. Se llaman igual.
— Y la empresa es de…
— …Seguridad informática.
— Pero mis conocimientos sobre eso son muy limitados…
— No es necesario. Los expertos en ordenadores son ellos, y no han sido capaces de detectar la fuga, ni quién está detrás de todo. Quieren una investigación más… convencional.
— ¿Horario de oficina? ¡Por fin!
— No estés tan segura. Nunca se sabe…
— No seas aguafiestas…
— Intento no serlo. Estudia el dossier, y anota todo lo que quieras preguntar. Mañana tendremos una reunión con el hijo de Ansúrez, y quiero causar buena impresión. Ahora remata el informe de la infidelidad. ¿Dijiste que querías comprobar algo?
— Sí, sigue sin convencerme.
— ¿Tienes claro por qué?
— No.
— Pues entonces, déjalo. Caso cerrado. Termina las conclusiones, e imprímelo. La cliente estará aquí dentro de diez minutos.
— ¿Diez minutos? ¡Serás…!

La cliente fue puntual, y Amanda también.
— Me temo que no tengo buenas noticias.

Le entregó las conclusiones de la investigación. Ella las leyó con interés, y se detuvo con especial atención en las fotografías. Una leve sonrisa asomó en su rostro.
— No son malas noticias, aunque entiendo que lo pueden parecer.
— ¿Qué quiere decir?
— Mi relación con mi marido es bastante… atípica, diría yo. Me voy satisfecha con lo que me ha dado. No imagina lo útil que me va a resultar.
— Celebro que haya quedado contenta con nuestros servicios. Ya sabe dónde estamos, si necesita algo más.
— Muchas gracias, ha sido un placer.

Con los ojos entrecerrados miró cómo se alejaba, deseando que algún detalle la hiciera comprender lo que no encajaba. Luego abrió la carpeta de su próximo caso, y comenzó a leer. Pero su pensamiento volvía una y otra vez al informe que acababa de entregar. Cerró el dossier y buscó en Internet “Marta Molina Sánchez”, el nombre que había encontrado en el buzón. Como resultado obtuvo miles de páginas que no la conducían a ningún sitio. Muchas eran de redes sociales, y otras remitían a nuevos buscadores. Ninguna de las imágenes se correspondía con la rubia que había visto el día anterior. Era la tercera vez que lo intentaba, con idéntico resultado.

Probó a escribir en el buscador la dirección del piso, y en poco tiempo encontró un anuncio de alquiler de la vivienda. Llamó al número de contacto.
— He visto que alquilan un piso y podría estar interesada.
— Sí, no hay ningún problema. ¿Le corre mucha prisa? Lo digo porque ahora mismo está ocupado, pero se quedará libre dentro de quince días.
— ¿Está ocupado?
— Bueno, sólo lo querían durante un mes…
— En ese caso, la volveré a llamar dentro de unos días a este mismo número. ¿Por quién pregunto?
— Yo soy Marta, Marta Molina. Pero lo más probable es que descuelgue yo el teléfono…

Así que Marta Molina Sánchez no era la amante, sino la propietaria del piso. ¿Y por qué razón lo querría sólo durante un mes?

En ese mismo momento, en un despacho en la otra punta de la ciudad, unos ojos inquietos miraban una fotografía, tratando de fijar esas facciones en su recuerdo. Habló con voz ronca, “Verás lo pronto que se te quita esa sonrisa de niña pija”. Luego escribió con un rotulador por el dorso, “Amanda”.

Safe Creative #1011150011579

Anuncios

Acerca de Alan Rulf

Alan Rulf es el pseudónimo que recoge mi faceta de escritor, para separarla de otros intereses y aficiones.
Esta entrada fue publicada en Crónicas de Amanda y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

48 respuestas a 2.- Mirando fotos sonrientes.

  1. lehahiah0909 dijo:

    Ayyyyy que tenebroso…..porque a veces sin saber porque hay caminos invisibles que nos guían hacia ciertas cosas??? sin saber si serán buenas…..o no tanto…
    Besos con muchas alas….

  2. bypils dijo:

    Ya me gusta esta intriga…
    Marta Molina, Ansúrez, tejiendo trama.
    Saludos.
    N.B : me ha sabido a poco. ; – )

    • Alan Rulf dijo:

      Creo que esta historia te va a gustar… Estamos empezando, si no tejemos la trama ahora, ya me dirás cuándo.

      Saludos.

      N.A.: ¿Ya empezamos? ; – )

  3. Ana Azul dijo:

    Esto promete, si señor, a ver que pasa. Besos
    Ana

  4. gaviotasinamor dijo:

    Bueno hoy si que me has dejado super intrigada vaya Osito esto te va cantidad… y Amanda también.
    A esperar tocan..
    Feliz fin de semana! guapo!
    P.D. en mi blog te he dejado la dirección aquella por si quieres ojearla

    • Alan Rulf dijo:

      A veces, al leer vuestros comentarios, me queda la sensación de que venís a mi blog a esperar. 🙄 Se podría titular “La sala de espera”, o algo así, en vez de “El blog de Alan Rulf”. 😆

      Esta vez le ha tocado el turno a la intriga, al misterio, al suspense… ¡A disfrutar!

      Saludos, ¡guapa! 🙂 (Da gusto verte en la foto, tan abrigadita…)

      P.D. ya he ido, ya lo sabes.

  5. Susana dijo:

    No dejes pasar mucho tiempo antes de seguir. Un beso.

  6. Vane dijo:

    Ufff… me dejas en ascuas!!!
    Me encantan tus relatos!
    Besines

  7. Vaya! si ya decía yo…que aquí había gato encerrado :). Y yo que imaginaba…que lo mismo no era lo que todos imáginabamos, su amante….sino que a lo mejor sería su hermana. Pues no, intento fallido jaja, que resulta ser la propietaria del piso. Y solo lo quería durante un mes…mmmm….no intentará refugiarse en secreto esos días por algo? que digo yo eh?.. 🙂
    Veremos a ver que pasa…
    Menudo trabajito el de Amanda, de infiltrada en una empresa de Seguridad Informática? pues si no saben ellos mismos quien roba la información….lo tiene difícil…
    Feliz finde osit…un besito dorado para tí!

    • Alan Rulf dijo:

      Un momento, la de los besos no era la propietaria del piso. Eso lo tengo claro. La de los besos era joven y rubia (aunque un poco chabacana para mi gusto), y la propietaria es morena, bastante mayor, y con mucha más clase.

      ¿Crees que intenta esconderse? Frío, frío… 😛

      No vamos a poner las cosas fáciles, ¿no? 😆

      Saludos dorados para ti.

  8. aslaram dijo:

    Hola. Me tienes intrigada, a ver que pasa con Amanda. Nos dejas anonadadas
    Bue fin de semana
    Saludos

  9. Estupenda trama la que estás preparando en esta serie de intriga. Como puedes apreciar, estamos tod@s esperando con ansiedad el próximo capítulo.
    Un fuerte abrazo

    • Alan Rulf dijo:

      ¿A que tiene buena pinta? No puedo acelerar la producción, lo siento. Bastante tengo con hacer lo que hago, que a veces creo que me excedo… 🙄

      Saludos.

  10. Que bien ¿A que ya se te entojaba escribir algo asi? Es lo tuyo Osito 😉
    Saludos.

    • Alan Rulf dijo:

      Pues lo decidí en el último momento. Estaba a punto de escribir una historia de niños. Al final preferí conservar a Amanda y darle un toque… de suspense. 😀

      Saludos.

  11. veritasetprobitas dijo:

    Siento no poder pasarme más a menudo por aquí, Writer. Pero sabes que dispongo de poco tiempo.
    Esta nueva trama promete 🙂 Yo empecé hace poco otra novela, pero todavía tengo dudas en cuanto a la trama…

    • Alan Rulf dijo:

      No te preocupes por eso, preocúpate por la trama. En contra de lo que hacemos en el blog, en una novela es mejor tener claro lo que va a pasar. Ahorra mucho tiempo y evitar tener que modificar muchos textos ya escritos.

      Por supuesto, aquí tengo una idea bastante clara. Pero, si fuera una novela, ya tendría escrito el índice.

      Saludos.

  12. Concha Huerta dijo:

    Me ha entretenido mucho este relato que nos descubres con nuevos personajes y que consigue un final muy intrigante. Por los comentarios veo que piensas continuar la historia. Ya veremos por donde nos conduces. un saludo

    • Alan Rulf dijo:

      Es una historia titulada “Crónicas de Amanda” que empezó la semana pasada. Se publica un capítulo cada jueves, aproximadamente a las 22:00 (hora española 😛 ).

      Amanda salía en la historia anterior, “Lo que queda al despertar”, que terminó la semana anterior a empezar ésta. La que terminó era de amor y humor, y la de ahora es de intriga, como has podido comprobar.

      Saludos.

  13. gOtaSmaR dijo:

    pues vaya.. me dejas con la curiosidad y la curiosidad me mata siempre… me quedo con la intriga pero por otro lado sabía que así lo harías asi que a esperar que ocurre porque me muero por saberlo alan…

    buen fin de semana..

    • Alan Rulf dijo:

      SI la curiosidad te mata, te recomiendo que dejes de leer esta historia. 😛 Aunque estabas sobre aviso, así que no te quejes. 🙄

      Saludos de finde…

  14. Emy Tecuento dijo:

    “¿Ansúrez? ¿El político?”, ¡¡como te gusta jugar, eh Alan!!! 😆

  15. Emy Tecuento dijo:

    Uff, ¡menudo entuerto! 🙄 realmente no creo que de infidelidad vaya la cosa… ¡ostras, se me ocurre así de sopetón, que podría ser que los dos casos tengan algo que ver entre sí!!!

    Pues nada, ya sé que no dirás más ni bajo tortura hasta el jueves que viene, así que a esperar…
    ¿Sala de espera? Jejeje, ¿dónde están las revistas?

    Feliz finde, Alan!!

    • Alan Rulf dijo:

      Mujer, ¡qué cosas se te ocurren! 🙄

      ¡Qué bien! Me he librado de la tortura, con lo sensibles que son mis pies plantígrados a las cosquillas…

      ¿Revistas? No hay, pero si quieres leer algo, busca en el menú de arriba, o en el índice lateral. 😆

      Saludos… 8)

  16. Bueno, bueno, pinta bien esta historia… a ver como nos sorprendes esta vez. 🙂

  17. Me dejaste intrigada, y eso es bueno. ¿Tendré que estar al tanto de quién es el político para comprender un poco más cómo sigue esa investigación?
    Y en cuanto a la infidelidad… ¡chan! Quiero saber!!!
    Besos 🙂

    • Alan Rulf dijo:

      Del político sabes lo mismo que todo el mundo: Es tan inventado como lo demás. Lo único real de esta historia es, tristemente, el contexto. Porque cosas como las que voy a contar pasan en la vida real.

      Saludos. 🙂

  18. zambullida dijo:

    Me has dejado muy intrigada. Si es que la intuición femenina raras veces falla.

  19. Volvemos a la intriga, ummmm, esto se pone bueno…. :-p

  20. Kathy dijo:

    Una historia prometedora querido Alan, intriga, sospechas, por ahi se ve un poco de venganza…mmm, como siempre a esperar para ver como continua…abrazos y buena semana!

  21. flori dijo:

    Bueno, me quede intrigada… esperemos a ver que sucede 🙂
    Un abrazo.

  22. Azo dijo:

    Pfffffffffffff Me ha pasado una cosa rarisima
    Ha sido leer Ansurez y no poder quitarme de la cabeza la imagen del actor Luis Varela. Y de repente he recordado que en el programa Camera Café, creo que su personaje se llamaba Antunez o algo asi.Ahora , inevitablemente, Ansurez tiene cara ya.
    Amanda……corre algun peligro? mmmmmm

Los comentarios están cerrados.