Sábado, 21 de mayo de 2.011.

Hace un rato que desperté. He dormido diez horas de un tirón. No recuerdo cúando lo había logrado por última vez. Estoy más descansado, y no sé si guardará alguna relación, pero parece que hoy reina la calma. No hay manchas en las paredes, ni olores, ni ruidos extraños. Tampoco veo, por supuesto, al niño. Me he entretenido en la cama, remoloneando, añorando los días anteriores a esta experiencia.

Entonces lo he recordado, de repente: Esta noche he vuelto a soñar con él.

Era de noche, y me llamaba por mi nombre, “¡Alan…!, ¡Alan…!”, hasta que desperté. Ahí estaba, de pie, en mi habitación, en el mismo lugar donde lo vi por primera vez. En las manos llevaba una pala de juguete que no me resultó desconocida. Me sacó de la cama, y también de la casa, y fuimos hacia las viñas. Podía notar el frío a través de la fina tela de mi pijama. Se acercó a un roble, junto al depósito del abrevadero, y allí, para mi sorpresa, se hundió en la tierra. En ningún momento dejó de señalar el suelo.

Lo siguiente que recuerdo es que desperté en mi cama sintiéndome mucho mejor.

Hasta que lo haga no podré estar seguro, pero me parece evidente que quiere que busque algo ahí. El lugar está muy cerca de donde encontré los huesos que resultaron ser animales. He de ir, y cavaré lo que haga falta. Si esto no son imaginaciones mías, veo muy probable que esta vez sí encuentre sus restos. No se me ocurre otra posibilidad. Ojalá sea así, y tras ser enterrados convenientemente, su alma pueda por fin abandonar este mundo y dirigirse al lugar donde deba estar.

Sin embargo, no puedo hacerlo ahora. Ellos estarán fuera, escondidos, espiándome. No quiero que me vean. Esperaré a que se haga de noche, y saldré de casa a escondidas, para que no me puedan seguir. Para que no puedan saber lo que hago. Si piensan que van a ser más listos que yo, están muy equivocados.

El día se me hará largo, y la espera, interminable. Oculto tras las persianas, intentaré descubrir movimientos que delaten su presencia, su acecho.

No me gusta escribir desde la cama, pero hoy… estaba tan a gusto que me he permitido hacerlo, aunque no me ha resultado nada cómodo. Es buena hora para levantarme. Debo desayunar, y luego buscaré la pala que usaré esta noche. Espero que la tierra no esté muy dura. Es una arcilla que, si está seca, me puede costar mucho removerla. Será mejor que lleve también un pico.

Voy a desayunar.

Al ponerme las zapatillas he descubierto que están manchadas de tierra.

Safe Creative #1011150011579

Anuncios

Acerca de Alan Rulf

Alan Rulf es el pseudónimo que recoge mi faceta de escritor, para separarla de otros intereses y aficiones.
Esta entrada fue publicada en Diario de mis miedos. y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

47 respuestas a Sábado, 21 de mayo de 2.011.

  1. Ana Azul dijo:

    ¿No será que el niño eres tu mismo de pequeño y te señala algo que escondiste y no te acuerdas? ¿O quizás en uno de tus sueños, que son realidad, mataste a alguien o viste matar a alguien y lo has borrado de tu mente?
    Ufff, me quedo con la intriga.
    Yo ya he votado, por una historia de espias pero veo que va ganando la de amor. (Confieso que era mi primera opción, pero no quería parecer ñoña) ja,ja,
    Besos azules
    Ana

    • Alan Rulf dijo:

      Que no, que yo no era así de pequeño… Tampoco he matado nunca a nadie, ni en sueños.

      (La de amor ha tardado mucho en tomar la delantera, yo pensé que ganaría, pero luego tuve mis dudas, y aún queda tiempo para votar). No pienso hacer nada ñoño, aunque sea de amor. 😀

      Saludos.

  2. winnie0 dijo:

    O sea que tus zapatillas fueron a alguna parte…¿contigo o sin ti? Sigue contando…besos

  3. Doradita dijo:

    Uisch….me la impresión que pronto llegará el desenlace…mmm…y esto está al rojo vivo! ains madre ¿qué pasará osito? descubrirás ese misterio a base de punta y pala? qué será, será? esta situación que describes…mmm, me da que algo fuerte nos espera, porque es igua que cuando un niño anda damasiado calladito y tranquilito, y tú piensas…”algo está tramando”. Pues igual, has descansado muchas horas, …nada fuera de lo normal, ni ruidos, ni pisadas, ni niño…..uy uy uy!!! algo se está cociendo..sisisis…..ya estoy deseosa de saber qué pasará 🙂
    Abrigate bien cuando salgas en la noche que hace fresqui…yo si eso vigilo, para que no te vea nadie 😉
    Besitos dorados y dulces sueños….Ah! no!! que tú esta noche tienes trabajitoooo jjijii…

    • Alan Rulf dijo:

      En efecto, algo se está cociendo… aunque aún quedan 6 jueves (¡Atención, primicia!) 😀

      Acepto tu ayuda para vigilar. No sé qué pretenden esos, pero no se saldrán con la suya.

      Saludos.

  4. bypils dijo:

    Me fascina la mezcla de elementos y la atmósfera que se consigue que es muy densa y angustiosa. Lo curioso es que el incio de la entrada del Diario parece más liviana. Te dices : “¡Menos mal! Está tranquilo y tiene pistas”.Parece que uno se va a poder concentrar en el tema ( a cavar!) pero… entonces todo se mezcla: la paranoia ya muy patente y el sueño y la realidad y …la tierra…
    Esperaremos al anochecer, posiblemente acompañándote en tu locura, para ir a cavar a las viñas…
    N.B : …aunque tenga que esperar al jueves que viene. ; – )

    • Alan Rulf dijo:

      Últimamente estoy disfrutando del placer de mezclar, y no me refiero a las bebidas, sino a los géneros.

      El próximo día quedamos en las viñas. Bueno, no, mejor en casa, que tengo que coger el pico y la pala… : -)

      Saludos.

  5. Emy Tecuento dijo:

    Alan, tú tranqui, haz lo que tengas que hacer, ¡que yo te protegeré!

    Vale, y ahora me pregunto… ¿quién necesita más terapia, tú o yo? jejeje

  6. zambullida dijo:

    Parece que tus zapatillas se te han adelantado… Tal y como están los suelos de húmedos con tanta lluvia, no creo que te resulte difícil cavar y dar, ¡al fin!, con esos huesos tan perturbadores. En cualquier caso, espero que sigas durmiendo así; te vendrá bien.

    • Alan Rulf dijo:

      Sí, me vino bien dormir. Esta noche lo voy a tener más difícil. Creo que dormiré por la tarde, porque no quiero esperar más para cavar en la viña, junto al abrevadero…

      Saludos, amiga.

  7. vane dijo:

    Vaya… entonces era un sueño u ocurrió realmente??? Quiero saber como sigue la historia!
    Besines y feliz fin de semana!

    • Alan Rulf dijo:

      Era lo que tú quieras, pero… ¿Te has leído ya lo anterior? ¡Si acabas de llegar! No te ha dado tiempo… Mira, en la columna de la derecha tienes el índice con todos los capítulos. Es el “Diario de mis miedos”, no te líes…

      Feliz finde…

      • Vane dijo:

        mmm… aún no me ha dado tiempo a leerme todo! Venga a ver si me pongo al día y me entero!
        Besines y feliz comienzo de semana!

      • Alan Rulf dijo:

        Yo no tengo prisa, pero si te gusta esta historia, te recomiendo que la leas desde el principio, y así disfrutarás mucho más el final… 🙂

        Saludos.

  8. aslaram dijo:

    Alan, ese niño que refleja en tus sueños, eres tu realmente; que aunque sea un relato, pero eres tu. Asi que sigue “cavando”
    Bueno, espero el proximo desenlace
    Buen fin de semana
    Saludos

    • Alan Rulf dijo:

      Yo creo que no soy yo, pero todo podría ser…

      En cuanto sea de noche, para que no me vea nadie, voy para allá y empiezo el hoyo…

      Saludos.

  9. Concha Huerta dijo:

    Yo estoy con Ana. Para mi que ese nilo eres tu mismo de pequeño… ay pillin

  10. gaviotasinamor dijo:

    HOLA ALAN, BUENO COMO SE PONE ESTO!!!, ESTÁ AL ROJO, SÓLO TE DIGO QUE ESTOY MUY INTRIGADA, PERO NO VOY A DAR NINGÚN DICTAMEN MÉDICO, LO DEJO PARA ELLOS COMO RELATO ESTÁ MUY BIEN, NOS INTRIGAS Y NO LO LLEVO AL PLANO PERSONAL, TRIUNFARÁS POR TU GRAN IMAGINACIÓN, MEJOR LO DEJO ASÍ VALE’?
    ¿POR CIERTO QUE TE HA PARECIDO EL ALIENISTA? BIEN PUES AHORA SI QUIERES MÁS INTRIGA TE RECOMIENDO EL PSICOANALISTA AJAJAJA TERMINANDO EN ISTA COMO PIEDRA Y CHOCOLATE
    UN BESO CON PICO DE GAVIOTA!!
    ESTRÁ CERQUITA AUNQUE NO ME VEAS!!

    • Alan Rulf dijo:

      ¡Al rojo vivo! 😀

      “El alienista” me ha gustado mucho, aunque no lo he disfrutado como se merecía por haber tenido poco tiempo para leer. En otras condiciones me lo habría leído en tres o cuatro días. 😀

      Me ha parecido verte esta mañana, pero cuando he ido a hacerte la foto, ¡ya no estabas!

      Saludos.

      • gaviotasinamor dijo:

        Hola aunque estoy algo ausente, te he leido y vengo a que me hagas la foto ¿vale? pero no será como la que suelen hacerse los políticos verdad? tan sólo para figurar!
        Un abrazo oso!

        P.D. si quieres llorar lee ahora COmetas en el cielo”

      • Alan Rulf dijo:

        No, mi foto es tan solo para que sonrías.

  11. mensnudum dijo:

    Iba a decir que el sueño puede ser algo simbólico… pero si tus zapatillas tienen tierra quizá no soñaste…estoy por ir a cavar contigo!!

    Feliz fin de semana!

  12. Emy Tecuento dijo:

    He venido a hacer una cosilla, jejeje, ¿no te imaginas qué es?

  13. Me ha encantado la historia, el detalle de las zapatillas manchadas de tierra, que dan pista de que .. no ha sido un sueño.
    Muy interesante Alan, te felicito.
    :9

  14. Qué bueno!! apúrate en escribir el siguiente post!

  15. lehahiah0909 dijo:

    Ositooo…que todavía es sábado…..y nos toca esperar….a ver..
    Pero porque la gente te mira con tanto recelo…?? que quieren ocultar?? que no quieren que descubras??? ummmmm…..ten cuidado osito…que estas personitas suelen ser muy obsesivas y no te pierden de vista …mira bien a diestro y siniestro, pero sabes?? creo que el niño desde donde esté te va a ayudar…tienes un aliado….
    Las zapatillas fueron hasta alli…¿¿tu estas seguro que solo lo soñaste? ¿no seras sonambulo?? mirame a los ojos te voy a hipnotizar….
    ,
    y ahora….cuennnnntamelo cuennnnnnnnnntamelo…..la babita osi…la babitaaaaaa
    Muakkkkk

    • Alan Rulf dijo:

      No lo sé, pero creo que metí la pata preguntando por los fantasmas en la peluquería. Desde entonces…

      El niño, dese luego, nunca me ha hecho nada. Pero su presencia… perturba.

      Que yo sepa, nunca había sido sonámbulo, pero con lo de las zapatillas empiezo a dudarlo.

      Y eso te cuennnnnto.

  16. annefatosme dijo:

    He estado un tiempo sin leerte, así que he leido todos los textos seguidos. Tu novela me resulta inquietante, creas unos ambientes muy perturbadores..la sangre en el retrete…Espero que el niño que aparece en sueños no seas tú…porque me da miedo!
    En cuanto a los otros relatos tienen un humor que me arranca muchas sonrisas.
    Un abrazo de un fantasma!

    • Alan Rulf dijo:

      Me alegro del miedo, y de las sonrisas.

      El niño estoy convencido de que no soy yo, y espero que él también lo tenga igual de claro. 🙂

      ¡Hasta la próxima!

  17. Eso, muy bien tu dedicate a la escarbadera, que nosotros nos escarbaremos la cabeza, pensando cual será la continuacion de tu historia.
    Muy bien logras dejarnos en el filo cada vez.
    Saluditos.

    • Habíamos quedado en que ibas a ir al psiquiatra y me parece que no te has decidido
      ¿Tienen realmente tierra las zapatillas o forman parte de tu sueño?
      Si no te haces una buena revisión, acabarás quemándote… es un consejo.
      Fenomenal como siempre el capítulo.
      Un abrazo

      • Alan Rulf dijo:

        Sí que fui, en algún sitio lo pone, y me van a hacer unas pruebas (para descartar un posible tumor, entre otras cosas). Pero la historia va más rápido que la lista de espera.

        La tierra de las zapatillas era real; estaba despierto, y acababa de escribir en mi diario. Si lo has leído, es que era real.

        Saludos.

    • Alan Rulf dijo:

      Piensa, piensa…

      ¡Me encanta!

  18. lehahiah0909 dijo:

    Osito pero si no había visto lo de la votación…anda la pera…!! ya voto ya….muakkkkkkkkkkk

  19. flori dijo:

    Has logrado confundirme otra vez, ¿tierra en las zapatillas, el niño quien es?
    Es tu mente o son fantasmas?
    Tendre que continuar siguiendote…

    Un saludo

  20. Kathy dijo:

    Para mi que eres sonámbulo…lo digo por las zapatillas o puede ser que has ido a curiosear en mitad de la noche, abrazos…menos mal que sabre que sigue.

Los comentarios están cerrados.